Jun 12

Una peculiaridad de las leyendas en México, es que muchas de las veces tratan de dejarnos un aprendizaje, tal y como sucede con las fábulas clásicas. Jairo acababa de perder a su mujer hacía apenas seis meses, aunque a él le parecía mucho más tiempo.

Además de que la extrañaba demasiado, lo que más le preocupaba es que no sabía cómo debía educar a su pequeño hijo de tan sólo cinco años. Por tal motivo, en vez de buscar una solución real a su problemática, únicamente se dedicó a buscar refugio en el alcohol.

No obstante, para que ninguno de sus familiares descubriera eso, vaciaba el contenido de las botellas de vidrio en botellas usadas de plástico y las guardaba debajo del fregadero.

Un día su retoño se le acercó y le preguntó:

- ¿Qué haces papá? ¿Por qué estás llorando y gritando?

- ¡Vete de aquí! Estoy hablando con tu madre y no quiero que me molestes.

Al niño se le llenaron los ojos de lágrimas y suplicando con voz temblorosa le dijo:

- Yo también quiero hablar con mi mamita.

- No, sólo yo puedo hacerlo. Para eso tengo esta botella mágica, cuando tomo un sorbo de ella, puedo comunicarme con tu madre. Pero es cosa de grandes, así que vete y déjame en paz.

Como al pequeño le fascinaban las historias de magos, Jairo pensó que con esta explicación era más que suficiente.

Sin embargo, lo que no calculó fue el alcance de sus palabras.

A la mañana siguiente, el hombre salió a comprar una nueva botella de vino, dejando al pequeño dormido en su habitación.

Poco después el chico se levantó y lo primero que hizo fue ir al fregadero y sacar la “botella mágica”. No se dio cuenta que agarró una botella de veneno por equivocación.

Cuando el padre regresó, encontró el cuerpo de su hijo sin vida.

Ocurren varias leyendas en México como esta.

Dejar un comentario


XHTML: You can use these tags: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>

Your Details

Tu comentario

Cuentos de miedo Mexicanos