Leyendas y cuentosArchive

Jul 12

Todos conocemos a la gatita Hello Kitty, que forma parte de una serie de leyendas cortas de terror del país Japones y quien ha aparecido en un sinfín de productos y que incluso tiene su propia caricatura y una horda de fans en todo el mundo bastante enorme. Pero muchos no saben la leyenda que está detrás de esta encantadora gatita de la compañía Sanrio.

La leyenda dicta que la creadora de Hello Kitty hizo un pacto con el diablo, ella de nombre Ikaka Shimizu, quien tenía una hija de 14 años, que se encontraba en fase terminal de cáncer de boca. Los doctores ya le habían avisado a la madre que las posibilidades de salvarse eran prácticamente nulas. Ikaka, desesperada asistió a una secta satánica, en donde termino por hacer un pacto con el diablo con el fin de que su hija se salvara.

Ella presento a su niña con el diablo para que la curara, con lo cual le hizo una promesa, en la que se comprometía a crear un muñeco que lograra ser conocido en todo el mundo. El diablo cumplo su parte salvando a la niña, y ella cumplió creando a Hello Kitty.

Hello Kitty, que todos creemos que significa “Hola gatita” en realidad significa “Hola demonio”, y la muñequita no tiene boca en relación al cáncer de boca que  sufrió su pequeña hija.

En internet circulan videos en donde la imagen de la gatita es usada para cultos satánicos, en donde se le conoce como “La hija del diablo”.

Muchos alegan que la imagen tan directa e inexpresiva de la gatita se debe a que no puede sentir ningún aspecto humano, pues en realidad no pertenece a este mundo, sino proviene del demonio, aunque las declaraciones de parte de la compañía señala que se debe a que es para que cualquiera se identifique con ella, si estas contento la miraras contenta, y si estas triste la miraras triste también.

May 08

No importa la zona del mundo donde te encuentres, lo más seguro es que halles a alguna persona que te refiera cuentos de terror e historias, como me pasó a mí en mi visita a la playa.

Mario subió con sus amigos a un bote con el propósito de pescar y poder disfrutar de la infinidad del océano. El mar a cierta distancia de la playa, cambia su tonalidad a una mucho más azul.

Ese día en particular la temperatura era apta para realizar esa actividad. Casi no había ninguna nube en el cielo y el sol estaba situado justo sobre la cabeza de los navegantes.

Mas todos sabemos que la naturaleza es cambiante y en un momento el clima se transformó y el cielo se tornó gris. El encargado del bote les dijo:

- Es mejor que regresemos a la orilla, lo más probable es que se avecine una tormenta y este velero no está fabricado para soportar fuertes vientos.

Por su parte, Mario replicó:

- Óyeme bien, pagamos demasiado por este viaje y ahora tienes que completar la ruta prometida. De lo contrario, te exigiremos que nos devuelvas el dinero.

- Usted no entiende. A veces las bestias del mar despiertan y es mejor no molestarlas, pues en ciertas ocasiones pueden llegar a ser vengativas.

- Ah, ¿entonces vas a decirme que esta porción de océano está infestada de tiburones o algo así?

- No, pero lo que sí hay son anguilas eléctricas.

- Tú lo que deseas es asustarnos, pues de una vez te digo que no lo conseguirás. Quédate con tus cuentos de terror e historias. Es más, yo mismo te probaré que aquí no hay nada.

Mario bajó su mano hasta que ésta tocó el agua. De pronto, varias anguilas eléctricas aparecieron. Una de ellas se aferró a su extremidad y lo tiró del bote.

Los alaridos que Mario lanzaba al viento eran terribles. Afortunadamente su sufrimiento fue rápido, murió electrocutado en menos de cinco minutos.

Cuentos de miedo Mexicanos